10

JUN

El indisoluble matrimonio de Peugeot con el tenis

Publicado el: 10/06/2016 En: Prensa,

Por más de 30 años la firma francesa ha sido patrocinadora oficial del torneo Roland Garros y el año pasado firmó una alianza con la ATP para ser el auspiciador de 24 torneos, entre los que destacan los Master Series. ¿Por qué el deporte blanco y qué pretenden?/La Tercera

Roland Garros es uno de los campeonatos más antiguos e importantes de Francia y del mundo, iniciando su historia en 1891, de ahí la expectación y emoción que genera en los miles de asistentes que cada año llenan las canchas, con la ilusión de ver en primera persona a las grandes estrellas del tenis mundial.

Pero este es un torneo distinto, uno que se vive tanto dentro como fuera de la cancha. Y es que el Abierto de Francia también tiene un espacio magníficamente habilitado para que el público pueda disfrutar del espectáculo en su plenitud.

En las más de 8,5 hectáreas que tiene la superficie del complejo deportivo, con 20 canchas -dos de ellas con capacidad para más de 10 mil pesonas-, hay también pantallas gigantes, reposeras, plazas centrales, amplios pasillos y tiendas de recuerdos, además de los variados y coloridos espacios dedicados a los principales auspiciadores.

Ahí, los fanáticos y turistas, que parecen fieles en una peregrinación hacia uno de los torneos de tenis más antiguos del mundo, se mezclan con el glamour francés de la alta sociedad y las máximas estrellas del espectáculo mundial.

“La estrategia de Peugeot con el tenis es a largo plazo. Siempre hemos considerado que cuando nos comprometemos con alguna actividad esta perdure en el tiempo. Nos gusta ser coherentes con lo que ofrecemos, y creemos que el tenis nos da esa oportunidad. Llevamos más de tres décadas con Roland Garros y hoy tenemos una alianza con ATP, siendo auspiciadores de 24 torneos”, explica Estelle Bouquet, responsable de imagen, eventos y sponsoring de Peugeot.

Si bien hasta hace un par de años la marca francesa estaba involucrada con varios deportes, como el rugby y el golf, hoy el desafío es concentrar los recursos a nivel global en el tenis y el motorsport. “Puede haber algunas excepciones, pero nuestro trabajo está enfocado en que se nos asocie como una marca cercana al deporte blanco”, señala la ejecutiva, quien agrega que “el deporte está en nuestro ADN, pero es el tenis el que más nos identifica hoy, por su elegancia, dinamismo y la emoción que genera”.

Quizás por eso la elección de rostros como Novak Djokovic, a quien tienen desde enero de 2014, cuando aún era número dos del mundo, y otros como David Ferrer, Nicolás Almagro, Tommy Robredo y la francesa Alizé Cornet, entre otros, que en total suman casi una decena.

» Versiones especiales

Justamente para aprovechar el impulso del Abierto Francés es que la marca pone a la venta ediciones especiales y limitadas llamadas Roland Garros. En Chile sólo está disponible la versión del 208.

Dentro de sus principales diferencias están algunos elementos estéticos, como por ejemplo, viene con llantas de 16” diamantadas, la carcasa de los espejos laterales es anaranjada (color de la arcilla), una grilla con el logo de Peugeot escrito con detalles del mismo tono, parachoques con detalles negros/naranjos y adhesivos Roland Garros.

En el interior, el volante y las alfombras integran el logo Roland Garros, al igual que sus asientos de cuero y tela con costuras naranjas y sus cinturones, también del color de la tierra batida donde se realiza el emblemático campeonato. Todas vienen acompañadas de un completo equipamiento de serie, con techo panorámico y la integración de la última tecnología en seguridad, como el Active City Brake.

El 208 Roland Garros equipa un motor 1.2 Puretech, de 110 caballos de potencia, asociado a una transmisión automática de seis velocidades, y serán sólo 30 unidades disponibles en color blanco nacarado, con un precio de $ 13.920.000. Sólo para fanáticos.



¿NECESITAS AYUDA?

CONTACTA A NUESTRO SERVICIO
DE ATENCIÓN AL CLIENTE